Cruz Azul «domó» a León en el Nou Camp

Cruz Azul «domó» a León en el Nou Camp

En una noche oscura para León, el fútbol de la Máquina de Martín Anselmi iluminó el Bajío. Cruz Azul le ganó 2-3 a una Fiera de Jorge Bava que luchó por instantes.
Como ya es costumbre, en el primer tiempo, Cruz Azul fue amo y señor del campo. Le quitó el balón a los locales por completo y se encontró con el gol al 29′.
El primer balón que rompió las redes de Rodolfo Cota lo puso Carlos Rodríguez con un magistral disparo potente de fuera del área.
Luego del gol de «Charly», las alegrías no se detuvieron. Puesto que Faravelli, Sepúlveda y Huescas se combinaron para aumentar la ventaja. El 8 filtró, el 9 posteó y le puso el balón en bandeja de plata al 18, para que este último apuntara y colocara con precisión el esférico en las redes de Cota.
En el segundo tiempo, los cementeros siguieron con el dominio del balón, hasta que se detuvo el partido al 63′ debido a fallas de iluminación en el estadio. Los aficionados encendieron sus linternas, los jugadores fueron a charlar con sus técnicos y los encargados de la luz salvaron el partido hasta el último minuto.
Tal cual, el partido se reanudó al minuto 90′, el árbitro agregó 28 minutos para reponer el tiempo perdido.
Sin embargo, después del incidente de la iluminación, se vivió un encuentro totalmente diferente. Se vio un León más iluminado y un Cruz Azul más relajado.
Al 90+12′ cayó el primero de los esmeraldas por medio de una jugada a velocidad de Alan Medina, luego de «robarle el dulce» a Rafael «el Cachorro» Guerrero.
Tan rápido como Medina anotó el gol del descuento, reaccionó la Máquina de Anselmi.
De nueva cuenta apareció Sepúlveda en la creación del juego. Le puso un servicio a Uriel Antuna, que fue bombeado accidentalmente por un desvío de Cota, y el seleccionado nacional lo concretó con la testa para darle más tranquilidad a los azules.
No obstante, los de Bava no bajaron los brazos. Un iluminado León consiguió su segunda anotación por medio de un cañonazo de José «el Plátano» Alvarado; quien se encontró con tal oportunidad gracias a una inteligente decisión de Edgar Guerra de poner el balón al centro con la cabeza en vez de intentar rematarlo a puerta.
El insólito partido acabó más allá de los 140 minutos. Tras el juego de Jornada 9, antes de la Jornada 8, la Máquina de Anselmi es súper líder del Clausura 2024 con un fútbol que no para de ser atractivo. Su siguiente presa se pretende que sean unas adoloridas Águilas del América que empataron en casa vs Mazatlán.
Asimismo, León buscará evitar el inicio de otra mala racha cuando reciba al Atlético de San Luis ; con la esperanza de que para el sábado ya no haya problemas con la iluminación del estadio.

(Visited 83 times, 1 visits today)